ISUZU D- MAX

Views: 4643

Desde: Punta Cana, Rep. Dominicana

Estuvimos en la presentación internacional del renovado Isuzu D-Max 2017

El modelo más vendido por Isuzu en América Latina, fue mostrado a los medios de la región en julio pasado, con cambios ligeros visuales y una gama de motores renovados. Hemos esperado a que las primeras unidades del D-Max 2017 llegaran a nuestro país para mostrárselas.

Exteriormente será fácil distinguirla pues ofrece un diseño más agresivo de la parrilla frontal y nuevas luces diurnas, que le dan ese toque distintivo de los autos de gama alta actuales y permite ajustar su imagen a un vehículo más enfocado hacia el cliente aventurero, que al cliente comercial, algo que le había faltado a la versión anterior. Si seguimos observando con atención, veremos que atrás el portón trasero es distinto y que ahora los rines pueden ser hasta de 18 pulgadas.

Sin embargo, los cambios más importantes están en los motores, con un motor de 3.0 litros y 163 HP o la versión 2.5 con 136. Estos dos motores tienen turbo de geometría variable que permiten una curva de torque más plana, con lo que tenemos más capacidad de aceleración y mas fuerza en recorridos todo terreno. En el caso del motor de 3 litros, tenemos ahora 380 Nm entre 1,800 y 2,200 rpm. En el caso del motor de 2.5 litros el valor es de 320 Nm entre 1,800 y 2,800 rpm. Antes con el motor anterior teníamos apenas 176 Nm, con lo que las prestaciones se notan muchísimo. Estos nuevos motores incorporan la tecnología “Melt In liner”, que protege las paredes interiores de los cilindros y ofrece una menor resistencia al movimiento de los pistones. Con esto se consigue una mayor durabilidad de los anillos, un menor consumo de aceite y un menor consumo de diesel.

El habitáculo, ofrece el concepto diseño universal de la marca, que usa controles intuitivos para sus funciones principales.

Frente al conductor tenemos un cuadro de instrumentos con dos grandes relojes e información secundaria al centro. Al centro encontramos una consola que con una decoración metálica divide el habitáculo frontal en dos e incluye el equipo de sonido, que en las versiones LS puede estar integrado con una pantalla de 7 pulgadas y con el Bluetooth, con lo que podemos tener conectividad con nuestro celular. La pantalla se convierte en cámara de retroceso cuando damos marcha atrás.

También las versiones de gama alta incluyen entradas USB y auxiliares para el equipo de sonido, que ofrece sonido envolvente con 8 bocinas y arranque por botón.

Con las versiones de doble cabina (las únicas que pudimos probar), tenemos un interior amplio, donde adelante tenemos una excelente visibilidad y atrás buen espacio para cabeza y piernas, aunque el respaldar es bastante vertical. Este asiento se puede plegar por partes, para aumentar la capacidad de carga en el interior.

El vagón tiene unas dimensiones de 1.55 metros de largo por 1.53 de ancho y una profundidad de 46.5 cm. En la versión de cabina sencilla el largo aumenta a 2.34, y el ancho a 1.57.

Este es un vehículo comparativamente cómodo, especialmente fuera de carretera, que puede obtenerse con dos o cuatro puertas, con transmisión manual o automática y con tracción sencilla o 4×4.

El Isuzu D- Max se ha caracterizado por su fama de durabilidad, que empieza en la construcción de su chasis cuya fabricación usa las mismas técnicas y características de los camiones de la marca adaptadas a un menor peso del pick up, con el resultado de un vehículo de gran fortaleza, estabilidad y equilibrio bajo cualquier tipo de condición y carga. Especialmente en entornos difíciles, el D- Max destaca, lo que lo hace ideal para trabajos pesados o travesías difíciles. Por ello en Punta Cana, nuestros anfitriones prepararon una pista de pruebas de arena y tierra, donde exprimir el potencial de este pick up en ambientes difíciles. Isuzu piensa que muchos clientes usaran el D-Max en situaciones difíciles y sobre mucho recorrido fuera del asfalto por ello han simplificado las cosas para sus usuarios, sin palancas para poder pasar de tracción trasera a doble, sino una perilla giratoria, que facilita su operación.

Antes de atacar la pista de pruebas, recibimos información sobre la seguridad del nuevo D-Max que cuenta con una serie de sistemas que garantizan un incremento en la seguridad tanto activa como pasiva. El sistema de frenos, en todas las versiones tienen discos delanteros y tambores traseros, ofrecen además del ABS , el asistente de frenado BA y el distribuidor electrónico de frenada EBD, con ello el control en frenada es igual con carga o sin ella. Para que nos vean mejor, las luces traseras de freno son a base de LED, en todas las versiones excepto en la estándar. En cuanto a protección en un choque tenemos la cabina reforzada, cinturones de seguridad pretensados y dos bolsas de aire.

El breve recorrido off road, nos permitió comprobar la capacidad del D-Max para sortear obstáculos, pasar por superficies inclinadas, subir lomas, pasar por arena y hasta verificar su capacidad de vadeo, donde en todas las situaciones debimos darle una nota sobresaliente, desafortunadamente no hubo posibilidad de manejarla en calles o carreteras y ver si ofrece mejoras en el confort de marcha, una dirección más reactiva o el comportamiento de los nuevos motores en situaciones habituales.

El Isuzu D- Max 2017,  es un vehículo tanto de trabajo como para la gente de estilo de vida activo, que además brinda economía, confort relativo y durabilidad. En este último sentido respaldan su compra con una garantía de 3 años o 100,000 km, garantía que puede transferirse si vendemos el pick up antes de ese tiempo, con lo que tendremos un valor de reventa alto.

  • anemptytextlline
  • anemptytextlline
  • anemptytextlline
  • anemptytextlline
  • anemptytextlline
  • anemptytextlline
  • anemptytextlline
  • anemptytextlline
  • anemptytextlline
  • anemptytextlline
  • anemptytextlline
  • anemptytextlline
  • anemptytextlline