PIKES PEAK

Views: 338

Las marcas del Grupo Volkswagen, barren con las más importantes categorías y uno de ellos establece un nuevo récord.

La segunda competición más antigua de Estados Unidos, celebró el 24 de junio una edición más de la subida de montaña a Pikes Peak en Colorado. Es una de las competencias más duras, pues en 20 kilómetros se sube de los 2,866 metros sobre el nivel del mar a 4,301, lo que supone una dura prueba para hombres y máquinas. Por si esto no fuera poco, los pilotos deben superar 156 curvas, incluidas un buen número de horquillas en la parte más alta de la montaña, en una carretera, que hasta hace pocos años era totalmente de tierra, pero que desde hace siete este a totalmente asfaltada, con lo que el peligro ha disminuido un poco.

Volkswagen decidió este año mandar un auto a competir y para ello creaban un auto de carreras eléctrico, para mostrar los avances de la marca en ese punto. Con el I.D. R Volkswagen intentaría romper el récord de esta subida para un auto eléctrico, que estaba en 8 minutos 57.118 segundos . Para ello tomaban una serie de componentes de otros proyectos y Porsche colaboraba con la parte aerodinámica, con base a lo aprendido en Le Mans e instalaban la carrocería sobre el chasis del Norma MXX RD, que había usado en una ocasión anterior su piloto Romain Dumas. El motor es un desarrollo de Volkswagen sobre el motor del próximo año de la Fórmula E, pero adicionalmente tiene otro motor más pequeño para mover las ruedas frontales.

Desde el momento en que se realizaban las primeras pruebas, se vio que tenía gran potencial, que quedaba demostrado en las clasificaciones, donde se empezaba a pensar en una oportunidad de victoria y no solo de romper el récord de un auto eléctrico.

Dumas ya había logrado romper el récord en el simulador, pero en carrera, muchos factores podían influir, especialmente con el tema temperatura, pues el día amaneciera nublado y con la cumbre llena de nubes.

Dumas había inscrito el auto en la clase Unlimited, la que permite el mayor grado de libertad a los ingenieros, por lo que no hay reglas estrictas que seguir, lo que implica el reto adicional de que muchos problemas saldrán a la luz, y su solución podrá revertirse en su momento a los autos eléctricos de calle, por lo que era importante para Volkswagen una prueba de esta magnitud.

Dumas tomaba la salida y empezaba un acenso perfecto, sin errores y a gran velocidad, para cruzar a los 7 minutos y 57.148 segundos la meta en la cumbre, estableciendo a la vez un nuevo récord para la pista que estaba en manos de Sebastien Loeb con un 8 minutos 13.878 segundos.

En la categoría de motos, otra marca del Grupo, Ducati se llevaba el primer y el tercer lugar en la categoría de motos con la Multistrada 1200 S. El ganador, Carlin Dunne, que ya había ganado anteriormente 6 veces, establecía un tiempo de 9 minutos 59.102 segundos.

Por último, Bentley hacía debutar al Bentayga en esta carrera, con una unidad estrictamente de serie con el motor W12 de 600 HP, con Rhys Millen al volante. Las únicas modificaciones permitidas para el Bentayga fueron una jaula anti vuelcos y un asiento de competición, más la eliminación de muchos de los elementos de tapicería, ya que compitió en la clase Production SUV. Millen pulverizaba el anterior récord de la categoría en casi dos minutos, dejando el nuevo tiempo en 10 minutos con 49.90 segundos 

  • anemptytextlline
  • anemptytextlline
  • anemptytextlline
  • anemptytextlline