INFINITI QX80, GRANDE EN TODO

Views: 174

El vehículo más grande en la gama de Infiniti se renueva, mejora su elegancia e incluye mayores elementos de seguridad.

El consumidor que busca un vehículo grande, tiene en el Infiniti QX80 una de las opciones más interesantes de nuestro mercado, pues ofrece más tamaño y más capacidad de remolque, que sus principales rivales.

Es un vehículo que acaba de recibir una renovación importante de carrocería, donde lo más notorio es el frente que recibe una nueva parrilla y las lámparas de LED con sistema inteligente de cambio de intensidad de luz. Atrás el rediseño ha consistido en nuevas lámparas, también en LED y una moldura cromada que va de lado a lado. Lo otro que contribuye a que se vea más moderno, son unos elegantes rines de 22 pulgadas.

El interior es todo lujo y acabados de primera, pero por su diseño se ve demasiado tradicional, con mucho cromo y botones, algo que está desapareciendo en toda la competencia. Frente al conductor tenemos una instrumentación que se ve convencional pese a ser completamente digital, pero donde no hay la posibilidad de cambiar la configuración.

Disponemos de tres filas de asientos, con mucho espacio en las dos primeras, con asientos muy cómodos, que cuentan con calefacción y aire acondicionado, por lo que también iremos frescos.

El acceso a la tercera fila es algo incómodo, más que nada por la altura al auto, lo que obliga a usar el estribo y a inclinarnos bastante, pero una vez sentados, el espacio es más grande que en la mayoría de competidores.

Con las tres filas desplegadas, el espacio de carga no es muy grande. Para ampliarlo podemos abatir completamente los asientos mediante controles individuales, por lo que todo el esfuerzo que hay que hacer es apretar un botón. Lo mismo para abrir el asiento.

El audio y toda una serie de funciones, se manejan desde la pantalla central, que no es muy grande en comparación con lo que ofrecen sus competidores, pero a su favor podemos decir que tiene un equipo Bose con 15 bocinas y un disco duro de 9.3 GB, con lo que podemos almacenar muchas horas de música. Los que vayan sentados detrás de la primera fila disponen de un sistema de entretenimiento con DVD y dos pantallas en las cabeceras. El equipo trae sus propios audífonos, con los que no se molesta al conductor ni se le distrae.

El aire nos pareció excelente, pues enfriar un auto tan grande, que ademas cuenta con sun roof, no es tarea fácil. Tiene ademas un purificador de aire de plasma y tres zonas independientes de temperatura.

Un auto con capacidad para llevar 8 personas, debe tener muchos lugares donde guardar cosas y el QX80, los tiene. Con un deposito entre los asientos, guantera, bolsillos en las puertas, espacio detrás de los asientos y un buen numero de portavasos repartidos por todo el auto.

Manejar un auto de este tamaño y peso, no es para todo el mundo, por lo que en Infiniti han tratado de facilitar las cosas, con una serie de sistemas de ayuda al conductor, como cámaras de 360 grados, control de velocidad crucero adaptativo, aviso de punto ciego y el sistema de aviso de posible colisión frontal, que primero avisa con pitidos y luego frena por si solo. El sistema también funciona al ir en reversa con trafico cruzado.

Sentados en el puesto del conductor, vamos en una posición muy alta, lo que ofrece buena visibilidad y la sensación de que estamos por encima de cualquier otro auto en el camino. La sensación de potencia que ofrece el motor V8 de 400 HP, contribuye a esa sensación de poder que se siente a los mandos del QX80. Pese a esto el vehículo ha sido pensado y concebido para ser lo más cómodo posible, por ello mientras algunos SUV de lujo utilizan bolsas de aire en la suspensión, en Infiniti se han ido con algo muy original como es el sistema de control de movimiento, hidráulico. Aquí cada amortiguador va conectado mediante unos tubos con los otros tres, con lo que la compresión o el rebote en una rueda, hace que la opuesta contrareste y la carrocería no se incline, lo que permite un paso por curva más seguro a pesar de que el centro de gravedad de este auto sea alto. El sistema funciona muy bien sobre todo tipo de caminos, aunque sobre tierra, no brinda el mismo confort que sobre asfalto.

Con un auto tan pesado, se ha tenido que cuidar mucho los frenos, que ofrecen una sensación suave pero linear. Inicialmente puede parecer que no frena mucho, pero la realidad es que las distancias son más cortas de lo que esperábamos y su efectividad no varia aun tras varias frenadas fuertes repetitivas.

Peso y un motor V8, no son dos elementos que se puedan poner en la misma frase con economía, pero en Infiniti han tratado de paliar el consumo, con una transmisión automática de 7 velocidades, programada para hacer los cambios rápido y desde bajas revoluciones, aprovechando el torque del motor, con lo que la sensación es de aceleración constante pero muy suave.

El Infiniti QX80, es un vehículo muy pensado en el mercado norteamericano, por lo que si su principal prioridad es confort, este puede ser su vehículo. Si necesita capacidad todo terreno, el QX80 puede ser una buena opción y si quiere despreocuparse de los mantenimientos por un mínimo de tres años, esta es su oportunidad.