BENTLEY CONTINENTAL GT

Views: 167

MAXIMA EXPRESIÓN DE LUJO Y PRESTACIONES

Artesanía con una alta atención al detalle y un motor V8 con desconexión de cilindros es la oferta de Bentley para celebrar el centenario de la marca.

Tras la compra de Bentley por el Grupo Volkswagen, el primer auto que fabricaron fue el Continental GT, corría el año 2003 y se convirtió rápidamente en el referente en cuanto a lujo y prestaciones, lo que le llevaba a vender más de 70,000 unidades en ese tiempo y a convertirse en el Bentley más vendido en sus 100 años de historia.
Para el lanzamiento de la tercera generación, la marca nos ha invitado al Valle de Napa en California, la principal zona vinícola de Estados Unidos, donde estrenan la versión de entrada del modelo, es decir la equipada con el motor V8, que manejaremos por aproximadamente 330 kilómetros, bordeando en muchos casos la costa norte de California y sus impresionantes paisajes.

El modelo que nos han presentado es la tercera generación del Continental GT, que aunque se parece a la anterior es completamente nueva, pues la plataforma es más ancha y con una mayor distancia entre ejes, aunque en largo es un milímetro menor. Con un poco mas de 10 centimetros entre ejes, la distancia entre la puerta y la rueda delantera es mayor y esto ha permitido colocar el motor más atrás de lo que estaba antes, con lo que hay un mejor reparto de masas, lo que mejora el manejo.
Nuevo en este modelo, son las luces a base de matriz de LED, con un diseño muy original y una mayor iluminación nocturna, la moldura en la parte inferior lateral y los rines, que de serie son de 20 pulgadas, pero que pueden pedirse en 21 o 22 pulgadas.

Tanto la versión coupé como la convertible, se pueden ordenar con el nuevo motor V8 de 4.0 litros con doble turbo que desarrolla 550 HP y un torque de 770 Nm. A pesar de lo potente que es, se trata de un motor de bajo consumo, pues tiene un sistema de desconexión de cilindros, que le permite funcionar con solo 4, cuando no se pisa mucho el acelerador. Ahora bien si decidimos pisarlo, escucharemos un agradable rugido a través de las dos salidas dobles de escape y el auto acelerará de 0 a 100 en 4.0 segundos para el coupé y 4.1 segundos para el convertible. La velocidad máxima en ambos casos es de 318 Km/h.
La transmisión es una automática de doble embargue y 8 velocidades, que puede manejarse en modo manual mediante paletas en el timón. Es una transmisión ajustada perfectamente a brindar confort y por tanto a velocidades normales, no sentiremos que hace los cambios, aunque si decidimos acelerar a fondo llega hasta el limite de revoluciones y es allí que se notan los cambios.

Bentley Continental GT V8
Photo: James Lipman / jameslipman.com

Un detalle importante es que tenemos tracción a las 4 ruedas, es un sistema activo, es decir que varía constantemente la relación dependiendo de nuestro estilo de manejo y las condiciones de la calle, aunque en la mayoría de los casos tenemos mas tracción atrás que adelante.
La suspensión totalmente independiente, utiliza amortiguadores de aire, con tres cámaras internas, con lo que igual podemos tener suavidad y confort extremo, que la dureza necesaria para un manejo agresivo y deportivo.
La dirección es con asistencia eléctrica, pero me dejó sorprendido la retroalimentación que proporciona y que permite saber lo que pasa en las ruedas, tiene ademas la dureza necesaria a alta velocidad para tener una apropiada sensación de seguridad y la suavidad en baja, para un manejo descansado en ciudad. Como opción podemos tener el sistema de control activo antirolido, que mantiene el auto paralelo al piso bajo toda circunstancia, pudimos manejar uno de los autos equipados con el sistema y lo recomendamos altamente, especialmente si queremos ir rápido con el auto.
Bentley es mundialmente conocido por sus hermosas carrocerías y por un interior fuera de serie. Como en todo auto de gran lujo, el cliente puede elegir una infinidad de opciones de interior, por lo que difícilmente encontraremos dos iguales. Los dos modelos que manejamos, contaban con el tablero forrado en cuero y decoración en madera, mientras que la consola central era en alumino repujado, aunque, es posible tener fibra de carbón en vez de madera o madera en vez de aluminio en la consola, todo depende de nuestro gusto al ordenar el auto y lo que estemos dispuestos a gastar.
Un control giratorio en la consola nos permite disponer de varios modos de manejo, que ajustan una serie de elementos, para tener una mejor experiencia de manejo. Arriba de la consola encontramos una pantalla rotativa de 12.3 pulgadas que adorna el centro del tablero, es táctil, pero puede manejar muchas de sus funciones mediante botones y perillas. El tradicional reloj está en la consola rodeado por dos salidas de aire, que se abren o cierran mediante unos tiradores.
Bentley ha mejorado el esapciio de equipaje en este Continental. Nosotros pudimos colocar dos maletas tipo carry on y dos mochilas, por lo que una escapada de fin de semana es perfectamente posible.
Tras casi un día hábil a los mandos del Continental GT, llegamos a nuestro destino final en Palo Alto, descansados y felices de haber podido manejar esta maravilla, mezcla de artesanía y alta tecnología. Con pocas ganas de devolverlo, pues ofrece todo lo que el dinero puede comprar en un auto. Infinidad de elementos de confort y entretenimiento, los mejores materiales, tecnología por montones y un manejo, que no olvidaremos en mucho tiempo.

Bentley Continental GT V8
Photo: James Lipman / jameslipman.com



Bentley Continental GT V8
Photo: James Lipman / jameslipman.com