CHANGAN OSHAN X7 PLUS. GRAN SALTO

Views: 178

La oferta de SUV de tres filas de asientos está creciendo, gracias a las marcas chinas. Una de las primeras en ofrecer ese tipo de vehículos, con precio económico, fue Changan con el X7. Para sustituirlo, la marca ha decidido, mejorar la versión anterior con algo totalmente nuevo, más moderno, más tecnológico y con un motor más potente.

Exteriormente el cambio ha sido drástico, abandonando el estilo arcaico del modelo anterior por uno más moderno y elaborado, con un frente bastante vertical y dominado por una parrilla concebida para ser el punto focal, en cuya intrincada trama se esconde una de las cámaras del auto. Sigue la tendencia actual de tener las luces diurnas en una posición alta y las de ciudad y carretera en la parte inferior.

Lateralmente la muy marcada línea de cintura, crea varios planos, que le dan dinamismo gracias a unos protectores de bajos delgados, que incluyen una moldura en color rojo, que también veremos en la defensa. El techo de apariencia flotante es otro toque del estilo actual que se nota más ya que las molduras del área de ventanas son totalmente negras.

Atrás hay una serie de detalles interesantes, como las falsas salidas de escape y sobre todo las lámparas que ocupan todo el ancho del auto.

Abrimos el portón, manualmente, y accedemos al área de baúl, que con las tres filas desplegadas ofrece unos escasos 110 litros, que podemos hacer crecer a cifras respetables, abatiendo individualmente los asientos de la tercera fila.

En general, tenemos una carrocería bien proporcionada, que ofrece una cierta sensación de lujo y elegancia.

El interior presenta tres filas de asientos, tapizados en cuero sintético, con ajustes manuales tanto en la primera como en la segunda fila, lo que permite crear espacio adicional en los dos asientos finales, donde irán más cómodos dos niños que dos adultos.

Un tablero de líneas rectas e insertos en madera, alberga dos pantallas, una de 7 pulgadas para la instrumentación y otra de 12.3 pulgadas para el equipo de info entretenimiento. Este incluye radio, Bluetooth, cámara de 360 grados, con vista 2D o 3D, y opciones para tener música y videos a través de WiFi o USB.

Entre esa pantalla y la consola central, tenemos los controles del aire acondicionado, mediante una serie de teclas.

Tanto adelante como en la segunda fila, el espacio es abundante, incluso para la cabeza, ya que tenemos un techo panorámico que ocupa casi la totalidad del techo.

Si la carrocería y el interior de este X7 Plus son un salto en calidad y diseño contra el modelo anterior, el motor es algo completamente nuevo, pues se trata de una unidad Blue Core, con inyección directa, doble alzada de válvulas y turbo, con una cilindrada de 1.5 litros, que ofrece una potencia de 188 HP y un torque de 300 Nm.

Este motor va unido a una transmisión automática de doble embrague y 7 velocidades, que puede manejarse en modo manual moviendo la palanca. La tracción es delantera.

La plataforma es también completamente nueva, se trata de una de las más refinadas de la marca, con suspensión McPherson adelante y múltiples brazos atrás, con lo que tenemos un manejo cómodo, pues la suspensión está enfocada a ser relativamente suave y con buen recorrido de amortiguación.

Los frenos son de disco en las cuatro ruedas (los delanteros son ventilados), con sus correspondientes ayudas electrónicas, y son adecuados hasta en detenciones fuertes. La dirección es con asistencia eléctrica y puede graduarse en tres niveles de dureza.

En los dos días y casi 200 kilómetros que recorrimos en dos días, comprobamos que su principal virtud es el confort de marcha, incluso sobre carreteras en mal estado o de tierra. Fue en esas condiciones, donde comprobamos la buena fabricación del auto, pues los ruidos parasitos o de cosas flojas no existen. Adicionalmente su buena altura al piso, nos permitió pasar por zonas en bastante mal estado, lo que permitirá a sus usuarios aventurarse por caminos poco transitados.

Otro punto a favor es su conjunto mecánico, que ofrece muy buena aceleración, al punto de que es fácil ponerlo a chillar llantas, pues no tiene control de tracción, aunque sí, de estabilidad.

El Changan Oshan X7 Plus es una opción que hay que tener en cuenta a la hora de comprar un SUV con capacidad para 7 pasajeros, pues ofrece una experiencia de manejo muy agradable con mucha sensación de seguridad, una carrocería muy llamativa y un interior con estilo y tecnología.