FORD RANGER: FORTALEZA, SEGURIDAD Y TECNOLOGÍA

Views: 288

El modelo 2020, evoluciona, incorporando una serie de novedades en confort, seguridad y mecánica.

Panamá fue el país elegido para la presentación centroamericana del Ford Ranger 2020, un vehículo que llega con una serie de actualizaciones, más equipo y una serie de cambios mecánicos.
Para nuestra prueba dispusimos de cinco versiones diferentes: XL, XLS, XLT, Limited y Wildtrack, que varían entre si tanto por el equipamiento como por el tipo de motor, que igual puede ser el 2.2 litros con 148 HP o el 3.2 que tiene 197 HP. La ruta propuesta: Panamá-El Valle, con un recorrido por una serie de carreteras y caminos alrededor de ese pueblo turístico.

La carrocería presenta pocos cambios contra el anterior Ranger, concentrados mayormente en la parrilla, las lámparas frontales y detalles en la defensa. Otros cambios están en algunos elementos de decoración y en la antena que ahora va montada en el techo pues incluye un receptor GPS.

En el apartado mecánico, la suspensión ha sido recalibrada con nuevos elementos, aunque manteniendo el esquema tradicional. Debido a que cada versión se ha pensado para un cliente especifico y un tipo de uso particular, los ajustes de suspensión son diferentes. Nosotros que manejamos la Wildtrack, que va destinada al cliente que usará el auto a diario, sin carga o con muy poca carga y luego los fines de semana será el auto para sus actividades deportivas o de aventura. Tiene un ajuste de suspensión enfocado a brindar comodidad con poco peso en el auto, por lo que no es el típico pick up brincón, sino uno muy cómodo. Otro punto que contribuye a ese mejor manejo, es la dirección con asistencia eléctrica, que cuenta con un muy buen ajuste, ofreciendo una sensación de seguridad muy agradable.

Una vez en El Valle, podíamos poner a prueba la capacidad todo terreno del Ranger, por una serie de caminos y trochas. En esas condiciones la suspensión del Wildtrack sigue cumpliendo con la función de brindar confort a sus ocupantes. Para cuando el camino se pone en malas condiciones, tenemos mediante un control giratorio, la posibilidad de pasar de tracción trasera a las 4 ruedas y si pasamos por caminos en muy mal estado o campo través, tenemos la opción 4H.
Charcos y ríos no son problema, pues contamos con buena altura al piso y 80 centímetros de profundidad de vadeo. En El Valle, con la habitual lluvia de esta temporada, tuvimos bastantes oportunidades de probar su capacidad en zonas encharcadas.

Donde se han realizado la mayor cantidad de mejoras es en el habitáculo. En términos de diseño, no se ha cambiado mucho y el espacio interior sigue siendo el mismo de la generación anterior. Los asientos son muy cómodos y con muchos ajustes, con lo que sumado a que el timón también se ajusta, encontraremos una posición de manejo cómoda. Atrás hay buen espacio y la forma del asiento permite buena visibilidad y un confort casi a la par del de los asientos delanteros.
Lo nuevo lo encontramos en el cuadro de instrumentos digital, lo que permite mediante un botón en el timón, tener varias configuraciones y en la pantalla al centro del tablero, que es de 8 pulgadas, y compatible con Apple CarPlay y Android Auto. Incluye el sistema Sync, pero la versión mejorada, a la que Ford llama Sync3, que ya tiene el navegador con los mapas de Panamá. Nuevo también son las dos entradas para USB en la consola y las dos de 12 voltios.
Dependiendo de la versión, tendremos más o menos equipamiento. La Wildtrack ofrece tapicería y el timón en cuero, con costuras expuestas, arranque por botón y acceso al auto sin llave.

En seguridad también hay mejoras. Hay que recordar que el Ranger fue el primer pick up en el mundo en tener 5 estrellas, por lo que este es un tema importante para Ford.
En seguridad activa tenemos: control de estabilidad y tracción electrónico, control de crucero adaptativo, es decir ajusta la distancia con el auto que va al frente si este va a menos velocidad, asistencia de arranque en pendiente, cámara de retroceso, sistema de centrado de carril, luces y limpiaparabrisas automáticos, sensores de estacionamiento delanteros y traseros y en algunas versiones un sistema de ayuda de estacionamiento. En seguridad pasiva, además de la carrocería 5 estrellas, tenemos hasta 7 bolsas de aire, pues en la Wildtrack hay una para las rodillas del conductor. Tenemos también anclajes Isofix para sillas de bebe.
Gracias al motor de 197 HP y a una transmisión automática de 6 velocidades, el recorrido en carretera se hace rápido y cómodo, pudiendo adelantar con facilidad en la subida de Las Uvas a El Valle. Algunas versiones, menos equipadas disponían de transmisión manual.

El Ford Ranger, es uno de los preferidos entre los particulares que lo usan como vehículo diario y no como uno de trabajo. Es también uno de los preferidos para los que le dan un uso todo terreno, capacidad que ha sido aumentada con los cambios de esta generación, que incluye cambios adicionales que agradecemos, en el día a día, como es mayor conectividad ahora que parece que si uno no está todo el día conectado es como que nos falta algo. También se agradece que aunque ya era el pick up mas seguro del mundo, hayan seguido mejorando en este tema.